Auspiciantes Institucionles

1/2

1/1

1/1

1/1

1/3

1/4

1/3

1/3
Buscar
  • Fuerza Minera

Chile: Chuquicamata puso a funcionar una cinta transportadora de 14 kilómetros de largo

La mina subterránea localizada en Chile comenzó a utilizar uno de los sistemas de correas más grande y sofisticado del mundo. Trasladará el mineral desde el fondo del yacimiento hasta la superficie para depositarlo en la planta concentradora.

La nueva sección subterránea de Chuquicamata extenderá la vida útil de la mina entre 40 y 50 años.

Recientemente, la mina chilena Chuquicamata puso a funcionar uno de los sistemas de cintas transportadoras más grande y sofisticado del mundo. Se trata de 14 kilómetros de correas que llevarán el mineral desde la parte subterránea del yacimiento hasta la superficie y desde ahí hasta la planta concentradora. Este sistema de transporte definitivo le permitirá al mega yacimiento chileno llegar a un “ramp up” (acarrero) de 140 mil toneladas por día, en un plazo de entre cinco y siete años.


“Esta mega cinta transportadora se convertirá en el sistema principal de transporte de mineral de Chuquicamata por los próximos 40 a 50 años”, dijo Octavio Araneda, Presidente Ejecutivo de la empresa minera estatal Codelco, en la puesta en marcha de la obra.


Desde la mencionada empresa trasandina detallaron que el sistema de manejo de materiales en la cinta transportadora comenzó a probarse con carga y alimentar hacia la pila mina en forma simultánea a partir del 30 de septiembre, es decir, casi dos meses antes del programa.


En cuanto al avance del proyecto, el gerente general de la división, Nicolás Rivera, señaló que “el desarrollo de la parte subterránea avanza en línea con el avance programado. En octubre se alcanzó el 94,7% de avance global del proyecto, incorporado 14.994 metros cuadrados de área hundida y durante noviembre se proyectan 5.500 metros cuadrados por mes”.


Y agregó: “Paralelamente en las otras áreas de la división continuamos trabajando en los rediseños y el cambio de prácticas de trabajo para asegurar competitividad y cumplir las promesas que hicimos a Chile de un proyecto sólido, sustentable e innovador con equipos semiautónomos y operaciones y procesos controlados desde centros a distancia”.


Más y mejor


La nueva cinta transportadora, que será la vedette de la parte subterránea de la mina que lleva 104 años explotando, trasladará una producción anual de 320.000 toneladas de cobre fino y más de 16.000 toneladas de molibdeno fino.


Esta obra de minería, con una inversión de 5.000 millones de dólares, es la más grande de la historia de Codelco, empresa que buscará explotar una reserva de 1.028 millones de toneladas del yacimiento en cuatro décadas.


Cabe destacar que todas estas proyecciones se han realizado con una ley de cobre del 0.82%, lo que supone que de cada cien kilos de material extraído, habrá 820 gramos de cobre, una cifra superior a la que se estaba registrando hasta ahora en la mina de rajo abierto. Las obras para la puesta en marcha de la mina subterránea implicaron 13.000 personas contratadas durante el pico de la construcción y 400 personas de equipo de Codelco que lideraron este trabajo.


“Durante la construcción de todo el proyecto utilizaremos 30 millones de horas por hombres totales directas y más de un millón de horas por hombre de ingeniería”, afirmó el presidente de Codelco. A su vez, bajo el rajo de más de un kilómetro de profundidad, Chuquicamata subterránea explotará otros 898 metros bajo tierra en tres niveles que se irán generando a medida que el superior sea agotado completamente a través de la destrucción de la roca por medio de erosión hídrica. Y para llegar hasta el cobre, se ha necesitado construir tanto los túneles de ventilación como los de extracción de materiales.


En total, son dos conductos de 4,3 y 4,4 kilómetros, respectivamente, para inyectar aire limpio desde la superficie al interior de la mina, y otros dos de 6,3 y 7,5 kilómetros para el tránsito bidireccional de maquinaria y la instalación de la correa transportadora del material extraído.


Cifras


104


años lleva explotando mineral la mencionada mina chilena, a lo que se sumarán 40 años más del área subterránea.


5.000


millones de dólares invirtió Codelco para poner en funcionamiento la parte subterránea de Chuquicamata.

“Fueron ocho años de ejecución de obra en la nueva parte bajo tierra, con más de 13 mil personas trabajando, lo que se traduce en 30 millones de horas hombre”. Octavio Araneda, presidente de Codelco

Apuesta a la tecnología


El Centro Integrado de Operaciones remotas desarrollado por Codelco también es parte de los procesos que se desarrollan en la mina subterránea. Allí, trabajadores especializadas telecomandarán la producción manejando a distancia los camiones de transporte y descarga LHD semiautónomos, que operan en el nivel de producción, pasando por los sistemas de chancados y el sistema de correas hasta llegar a la planta.


La secuencia continúa con el proceso en concentradora, fundición y refinería. Todo se realizará desde un solo lugar, gracias a la fibra óptica para lograr la confiabilidad del sistema de control.

890 vistas